Aprende a echar aceite a tu vehículo

Aprende a echar aceite a tu vehículo

Como todos sabemos, el aceite es la vida del motor de nuestro vehículo y debemos cerciorarnos de que tenga los niveles correctos. No es bueno ni que cuente con más ni con menos de lo indicado. Habitualmente, muchas personas aprovechan cuando van al taller para que le comprueben los niveles de aceite y esta es una tarea que podemos hacer cada uno de nosotros. Es muy fácil, pero debemos tener en cuenta estos pasos:

El motor no debe estar caliente

Si queremos comprobar los niveles de aceite o echarle un poco, debemos hacerlo cuando el vehículo no esté caliente. De esta manera, sabremos la cantidad con la que contamos en realidad. Asimismo, si el coche acaba de estar en funcionamiento y hacemos esta operación, tenemos el peligro de quemarnos.

Busca la tapa correcta

Pensarás que es algo evidente, pero si es la primera vez que lo haces, te aseguramos que es mejor que sigas leyendo. Tienes que buscar el tapón que ponga aceite u ‘oil’ (palabra anglosajona). Si no ves esa palabra, a lo mejor ves algún símbolo que le haga referencia.

Comprueba el nivel de aceite

Al sacar el tapón del aceite, verás que trae una varilla que te servirá para comprobar los niveles que tenemos. Observarás 2 hendiduras, una de mínimo y otra de máximo. El nivel del aceite tiene que estar entre ambas, más próximo al ‘max.’. En el caso que estuviera más cercano al mínimo, debes echarle aceite.

Utiliza siempre la misma clase de lubricante

Te recomendamos que siempre uses la misma clase de lubricante para tu vehículo. Cada fabricante y cada clase de lubricante cuenta con características propias. Por lo que, si lo combinamos con otro, no nos cargaremos el motor del coche, pero no tendrá los mismos efectos.

Rellena con aceite

A la hora de rellenar el depósito del aceite, hazlo paulatinamente. Siempre será más bueno volver a realizar la tarea que echar de más. Después de haberlo hecho, vuelve a cerrar la tapadera y espera unos 5 min. A continuación, empezamos de nuevo. Tira de la varilla y revisa una vez más el nivel del aceite. En el caso que veas que aún no es el correcto, vuelve a realizar esta operación hasta que lo sea.

© Copyright 2018 Diseñado por Starenlared