Prepara tu coche de cara al otoño/invierno

Prepara tu coche de cara al otoño/invierno

Casi seguro que siempre estás pendiente de las revisiones de tu vehículo y de su mantenimiento. Sin embargo, si “no le echas mucha cuenta”, te aconsejamos que le des una puesta a punto ahora, para que pueda soportar mejor los cambios de tiempo. Principalmente, la revisión se debe centrar en:

Neumáticos

Debes cerciorarte de que su dibujo esté bien. El reglamento señala que debe tener una profundidad mínimo de 1.6 mm, pero te recomendamos que hagas el cambio antes. Para saber cómo comprobarlo, te dejamos este artículo anterior. Ten en cuenta que si el neumático no está en buen estado, la distancia de frenado será mayor con el asfalto mojado.

Frenos y sistema de suspensión

Los frenos y el sistema de suspensión influyen en la estabilidad del coche y en que se pare oportunamente. Asimismo, también pueden intervenir en el desgaste de otros elementos del coche. Por lo que, te aconsejamos que compruebes los amortiguadores cada treinta mil km. No obstante, si notas que van mal antes (por ejemplo si vas por un badén y el coche bota más de 2 veces), debes acudir al taller. En relación a los frenos, comprueba el estado de las pastillas, discos y cambia el líquido de frenos cada dos 2 años más o menos, o entre cuarenta mil y sesenta mil km. Piensa que si la suspensión y los frenos no van bien, puede ser peligroso.

A/A

El aire acondicionado, además de mantenernos con una temperatura agradable en el interior del coche, también sirve para quitar el vaho de los cristales. Por lo que, el climatizador nos da, además, visibilidad.

Líquido anticongelante

Comprueba el nivel del líquido anticongelante y si ya han pasado unos 4 años, te aconsejamos cambiarlo.

Escobillas

Si tus limpiaparabrisas no están en buenas condiciones, se disminuye la visibilidad al volante. Si notas que no limpian completamente, debes cambiarlos.

Luces

Asegúrate que funcionan todas las luces de tu vehículo, además de los intermitentes, luz de freno…

Filtro y aceite

El motor del coche necesita que el nivel del aceite sea el óptimo para que se lubrique correctamente. Te recomendamos utilizar el tipo de aceite que te indica el fabricante del coche. No olvides, cambiar el filtro de partículas cada dos años, y el de combustible, cada 1 ó 2 años (depende de cada coche).

Batería

Con la bajada de temperaturas, muchas baterías se estropean. Normalmente suelen durar entre tres y cinco años, según lo que se haya utilizado. Te recomendamos acudir a tu taller de confianza para comprobar su estado, más o menos al tercer año.

© Copyright 2018 Diseñado por Starenlared