Evita estas malas costumbres para tu coche

Evita estas malas costumbres para tu coche

Debemos evitar ciertas costumbres que solemos tener y que no son muy buenas, ya que perjudican a nuestro coche. Algunos hábitos que pueden estropear su apariencia o la mecánica de nuestro automóvil. Vamos a destacar:

. No hacerle un mantenimiento a tu coche: aunque al ir al taller pienses que vas a gastar dinero, a la larga te darás cuenta de lo mucho que ahorrarás, manteniendo tu coche siempre a punto. El cambio de aceite, de filtros o de líquidos es muy importante y hacen que tu coche tenga una vida más larga, además de impedir que surjan ciertas averías.

. Utilizar neumáticos deteriorados: si tus neumáticos están muy gastados (deben tener como mínimo 1,6 mm de profundidad del dibujo), están muy hinchados o les falta aire, pueden provocarle más de una avería a tu vehículo, además de ser un riesgo en la carretera. Con una presión apropiada conseguirás  que se ‘gasten’ menos, que ‘gastes’ menos gasolina y que, de esta manera, ‘gastes’ menos dinero.

. No lavar el vehículo a menudo: ¿se pueden escribir mensajes en tu coche? No permitas que tu vehículo llegue a este punto. El polvo, y otros componentes, estropean su pintura. Conservar tu vehículo limpio no solo es por ti, sino también para que tenga un mejor mantenimiento y vayas más seguro: puedes perder mucha visibilidad.

. Los acelerones: llevar tu coche a base de acelerones o con las revoluciones muy elevadas, harán que se consuma más gasolina y, con el paso del tiempo, contribuirán a que el motor, la transmisión y los frenos se estropeen antes.

. Ir con pocas revoluciones: es más perjudicial que ir con revoluciones altas, ya que hará trabajar al motor sin las vueltas necesarias, provocando diversos problemas. A ello hay que añadir, que en los motores diésel actuales origina que no se eliminen bien las partículas del catalizador y del filtro, por lo que se deposita una carbonilla que hace que el coche no respire bien.

. Conducir en reserva: en los coches con inyección electrónica, la bomba de combustible está hundida en el tanque, por lo que siempre será bueno tener el suficiente carburante.

. Excederse de pisar el freno: darle al freno de manera alargada en bajadas, hace que se gasten más rápido las pastillas y los discos. Te aconsejamos utilizar marchas cortas.

. Darle demasiado al embrague: darle al embrague con el vehículo parado, provoca fricciones que dañan al disco. Tampoco podemos olvidarnos de los que llevan el pie puesto parcialmente sobre el pedal, mientras conducen.

. Arrancar en frío: el motor necesita de unos segundos para que el aceite se ponga en marcha. Te aconsejamos esperarte un minuto antes de empezar a conducir.

. Cuidado con los bordillos: intenta no aparcar encima de algún bordillo, ya que perjudica los neumáticos, las ruedas y la suspensión. Asimismo, procura no darle a los bordillos, mientras que aparcas, porque se estropean las gomas de las ruedas y las llantas.

© Copyright 2018 Diseñado por Starenlared